Portal de Osakidetza

Acceso a la página de inicio de euskadi.eus

Cuida tu corazón

Riesgos de la Obesidad abdominal

Tener exceso de peso (sobrepeso u obesidad) es perjudicial para la salud en nuestras arterias por nuestro corazón (también es malo para nuestros huesos y articulaciones).

 

Lo que nuestro cuerpo almacena es grasa, son los llamados "michelines". Sabemos por estudios realizados, que sí la grasa se deposita en la zona del abdomen o cintura es muy probable que también afecte al interior de nuestro cuerpo.

 

Las personas que tienen muchas grasa depositada en la zona abdominal, es frecuente que tengan alteraciones en los análisis de sangre (los valores que valoran el hígado se encuentran elevados y que en las pruebas como la ecografía abdominal se observa un alto contenido en grasa, lo que se llama un "hígado graso"). Esta grasa se va depositando en el interior de nuestro cuerpo también lo hace en la pared de las arterias.

 

Por estudios epidemiológicos (realizados con mucha población), conocemos los niveles de grasa en el abdomen o cintura que frecuentemente se asocian a daño en las arterias.

 

Midiendo el perímetro del abdominal (lo que mide la cintura) es posible conocer si usted tiene este factor de riesgo o favorecedor de riesgo para sus arterias. Sólo con disponer de una cinta métrica puede saber sí la grasa que está depositada en su cintura está poniendo en riesgo sus arterias y su salud.

 

Realice la medición rodeando su cintura, a la altura de los huesos de la cadera, donde queda el pantalón apoyado. Se considera que la obesidad abdominal está presente si el perímetro de cintura es mayor en la mujer de 88 cm y en el hombre, si supera los 102 cm.

 

Los cambios en el estilo de vida (disminución del sobrepeso/obesidad y el aumento de ejercicio), favorecen la desaparición de la grasa de nuestro cuerpo y actúa especialmente si su localización es en la zona de la cintura.

 

Fecha de la última modificación: 18/04/2013

Euskadi, bien común