Portal de Osakidetza

Acceso a la página de inicio de euskadi.eus

Guías de Práctica Clínica - Metodología

Necesidad de actualizar las GPC

Las recomendaciones clínicas en las que se basan las GPC pueden cambiar en función de la publicación de nuevas investigaciones. Se estima que e un periodo de 3 a 5 años una GPC puede quedar obsoleta1. La elaboración de una GPC basada en la evidencia requiere un esfuerzo considerable. La implicación de los clínicos en la elaboración de la información (contenidos, formatos) favorece la adhesión a las recomendaciones.

 

En la Comunidad Autónoma del País Vasco (CAPV) existe una extensa trayectoria  en la elaboración e implementación de GPC con equipos multidisciplinares de profesionales médicos, de enfermería y personal de apoyo metodológico de Osteba. Así, la GPC sobre HTA se publicó en el año 20022 en su primera versión, y ha sido actualizada en el 20073. A esta primera GPC se añadieron la de Diabetes tipo2 elaborada dentro del convenio con el Ministerio de Sanidad y Consumo  y la de Lípidos como factor de riesgo cardiovascular4.

 

La necesidad de actualización de las GPC puede deberse a la aparición de novedades en la atención al problema (nuevas técnicas diagnósticas, nuevos fármacos, nuevas  formas de seguimiento, etc.), publicación de nuevas evidencias, consideración de nuevos resultados, ausencia de necesidad de la GPC por alcanzarse un nivel óptimo de atención, cambios en los valores de los individuos o en la sociedad y finalmente cambios en la disposición de recursos para atender un determinado problema.

 

Parece más práctico el plantearse una actualización continua de las GPC incorporando las nuevas evidencias a medida de que se van publicando, mediante la utilización de las nuevas tecnologías de la información. Tal como se indica en el manual metodológico sobre actualización de GPC del sistema nacional de salud5. Este nuevo sistema requiere un formato de GPC fácilmente modificable y la disponibilidad de un equipo de clínicos y expertos en metodología que monitoricen las nuevas evidencias

 

Además, la edición de las guías en el formato actual (papel, pdf) conlleva un gasto elevado de edición e impresión, y produce un retraso en el acceso a las GPC una vez finalizadas.

 

En el año 2008 se creó, en el marco el de un ensayo clínico (implementación de guías de práctica clínica en el área cardiovascular, investigación de resultados en salud), una web Web con las principales recomendaciones en el área cardiovascular6. Esta web elegida para actualizar estas tres GPC.

Fecha de la última modificación: 11/02/2015

Euskadi, bien común